Es posible mencionar algunos riesgos ambientales importantes que se producen cuando este tipo de residuos no se eliminan correctamente. La eliminación de algunos tipos de medicamentos por parte del consumidor final puede provocar la contaminación del suelo y los recursos hídricos al ser destinados junto con los residuos domésticos o al verterlos en el fregadero, llegando a las plantas de tratamiento de agua.

Pensando en el impacto en la salud pública y el medio ambiente, el Ministerio de Salud y Medio Ambiente propuso el decreto nº 10.388, de 5 de junio de 2020, que entra en vigor 180 días después de su publicación. Determina que las industrias farmacéuticas realicen la logística revertida de los medicamentos caducados o en desuso después de la disposición realizada por el consumidor final.

Este es el nuevo desafío al que se enfrentan las industrias este año: invertir en un sistema de logística revertida para cumplir con la ley. Las empresas farmacéuticas deberán definir los puntos de recogida donde los consumidores pueden desechar los medicamentos. Además, se encarga de transportar, almacenar, segregar adecuadamente cada tipo de residuo y hacer el destino correcto.

Con el nuevo decreto, las industrias farmacéuticas enfrentan grandes desafíos, ya que hay varios puntos que deben ser considerados cuidadosamente para asegurar la eficiencia de la logística revertida de medicamentos, entre ellos:

1. Conciencia

Uno de los principales puntos que conviene mencionar es la concienciación del consumidor final. Las personas deben estar informadas sobre los nuevos puntos de recolección de medicamentos vencidos o fuera de uso para que los desechos puedan regresar a la industria farmacéutica y ser eliminados de manera amigable con el medio ambiente.

Este es un proceso complejo que debe pensarse estratégicamente. Es necesario concienciar a la población de los riesgos de tirar los medicamentos al fregadero o desecharlos con la basura doméstica. A través del trabajo de comunicación, será posible recolectar medicamentos de manera eficiente para llevar a cabo la logística revertida, asegurando el destino correcto de este tipo de residuos.

2. Establecer un sistema de recolección

Será necesario establecer puntos de recogida específicos para asegurar que los medicamentos tengan el destino correcto. Para ello, es necesario realizar un estudio estratégico que defina un sistema de recolección eficiente, considerando el lugar de recepción, ya sea a través de las farmacias o camiones que realizan este trabajo y lo llevan a los puntos de almacenamiento temporal. A ello se suma la necesidad de contar con vehículos adecuados de una empresa especializada para la recogida y transporte de residuos, ya que determinados medicamentos se consideran residuos peligrosos.

3. Segregar los materiales

Al recibir los residuos de medicamentos recolectados por logística revertida, las industrias responsables deben promover la disposición ambientalmente adecuada de estos residuos, observando la legislación aplicable que también determina la obligación y el rigor de tratar el empaque de contacto primario con el residuo y los prospectos, como si fuera la medicina en sí.

4. Invertir

El decreto requiere varias acciones por parte de las industrias farmacéuticas para llevar a cabo la logística de materiales inversa. Todas las especificaciones requieren grandes inversiones para las empresas. Esa es exactamente la razón por la que las empresas buscan subcontratar el servicio. Al contratar una empresa especializada, las industrias farmacéuticas ya no se preocupan por la gestión de residuos y permanecen totalmente centradas en su negocio principal. Además, la gestión de residuos es un servicio complejo que requiere conocimientos, experiencia y equipos específicos para llevar a cabo la logística revertida y la disposición final de manera eficiente.

5. Compruebe

El caso es que no basta con realizar la logística revertida de los medicamentos como exige la ley. También es imprescindible documentar todo el proceso para poder presentarlos a los órganos competentes en caso de inspección. Para ello, es necesario realizar un seguimiento del material y contar con un software que documente cada proceso realizado con los residuos.

La contratación de una empresa especializada, en este caso, vuelve a entrar en juego. De lo contrario, las empresas deberán crear nuevos departamentos para revertir la logística de los medicamentos e invertir en sistemas de control para el cumplimiento legal y ambiental.

Ambipar es una multinacional brasileña líder en gestión ambiental. Tiene experiencia en logística revertida para satisfacer las nuevas demandas de la industria farmacéutica. Además, recientemente adquirió dos compañías de software de cumplimiento legal y ambiental enfocadas en inteligencia artificial que ayudan con la documentación y trazabilidad de residuos. Además, cuenta con alrededor de 36 cámaras de monitoreo para monitorear el proceso, asegurando un 100% de trazabilidad.